Buscar en La ciudad crítica

sábado, 11 de noviembre de 2017

Barons of Trovisqueira’s woollen mill at Riba d’Ave - first layer on an oblivion stratigraphy



Actas de congreso

Autores: Pastor, M. B.; Vieira, E. S.; Cano Sanchiz, J. M.
Título del libro: Proceedings of Intangibility Matters 2017: International Conference on the values of tangible heritage 
Lugar de edición: Lisboa (Portugal)
Año: 2017
Páginas: 97-105

Riba d'Ave's industrial complex (Fig. 2)


ABSTRACT: Riba d'Ave is a small town in Portuguese NW, located at the center of the industrial textile explosion that shaped and redefined the Ave Valley. It is currently crossing a painful process of deindustrialization. The major factory in the region, Sampaio, Ferreira e Cia Lda, closed in 2005, leaving the landscape and the community in a state of disintegration. The memory and structures of this company, founded in 1896, remain very present in the landscape and in the collective imagination. However, a first factory installed there in 1881 by the Baron of Trovisqueira and his wife, which was in fact the basis of the whole process, seems nowadays, a little overlooked and poorly studied, both from the historiographic and industrial heritage point of view. This paper intends to recover part of the memory of this first inaugural factory, and articulate it with what still exists today in the landscape
KEYWORDS: Deindustrialization, Woolen Factory, Industrial Heritage, Community Memory






jueves, 9 de noviembre de 2017

jueves, 2 de noviembre de 2017

Snailbeach




Snailbeach es una antigua región minera situada en el sector occidental del condado de Shropshire, Inglaterra, cerca de la frontera con Gales. Se trata de un paisaje de la producción de dimensiones modestas (especialmente si se compara con los grandes distritos mineros ingleses, como Cornualles), pero de extraordinaria riqueza. Es por ello que la minería del plomo transformó profundamente su territorio, especialmente durante el siglo XIX y la primera mitad del XX, cuando los trabajos alcanzaron su mayor grado de desarrollo. De aquella época se ha preservado un buen número de estructuras e infraestructuras, hoy visitables gracias a la labor del Shropshire Mines Trust.





 Talleres ferroviarios


 Forja


 Casas para las máquinas de extracción (izq.) y bombeo (dcha.)


 Planta de trituración


 Casa del compresor, vista desde la casa de calderas


Casa de bombeo para un motor Newcomen



lunes, 30 de octubre de 2017

Mining a Globalized World - Local Impact and International Linkages of the British Exploitation of the Cerro Muriano Mine (Spain, 1897-1919)


Artículo

Autor: Cano Sanchiz, J. M.
Revista: Mining History
Número: 20:1
Año: 2017
Páginas: 19-26

General view of the dressing plant (Fig. 3)

ABSTRACT: In 2015, we published a book (Cano Sanchiz 2015) on the English exploitation of the Cerro Muriano mine (Córdoba, Spain) during the first two decades of the 20th century, which closed seven years of industrial archaeological research on that site. Because that monograph and most of our papers on the topic were published in Spanish, our results have had little impact on the international academic community. For this reason, and also to address the requests of many colleagues, the main aim of this article is to recapitulate, summarise and present to an international (English speaking) audience the main conclusions and advances in knowledge of our previous works on the mining and metallurgy of Cerro Muriano during the Contemporary Age. The research revealed that the mining and metallurgical sectors grew worldwide under a strong international interaction in that period. And this, ultimately, led to a certain globalisation process.





jueves, 26 de octubre de 2017

miércoles, 27 de septiembre de 2017

Broseley Pipeworks, un breve comentario crítico



El museo de las pipas de arcilla de Broseley (Inglaterra) es una cápsula del tiempo. Se ubica en los antiguos The Crown Pipeworks, que se instalaron en el último tercio del siglo XIX sobre un par de casas rurales de ladrillo. Allí se fabricaban, con un sistema semi-mecanizado, las famosas broseley, en las que fumadores de todo el mundo quemaron su tabaco durante décadas. En 1960 echaron el cierre.

Los fragmentos de pipas broseley son un elemento común en numerosos yacimientos del mundo.


Los años pasaron mientras las antiguas mesas de trabajo contemplaban en silencio la vida secreta del polvo. En los ochenta, los talleres ganaron protección administrativa por parte del English Heritage. En los noventa, el Ironbridge Gorge Museum Trust adquirió el conjunto dispuesto a integrarlo en su red de museos. La intervención realizada fue excepcional. Un equipo de arqueólogos y otros especialistas desarrolló un registro exhaustivo del local, de sus espacios y objetos. La vieja y polvorienta fábrica de pipas reabrió sus puertas con modificaciones mínimas. Todo permaneció en el lugar exacto en el que fue encontrado. Incluso aquellas piezas que, en principio, parecían no formar parte del discurso.

Parte del material de registro elaborado durante las campañas arqueológicas de los años noventa.


Broseley Pipeworks es un lugar místico. Un lugar donde el tiempo se mide con otras escalas. Un museo único que vale la pena conocer. Sin embargo, como museo presenta, en mi modesta opinión, dos características sobre las que es necesario discutir, problematizar.

La densidad del tiempo en Broseley Pipeworks.


La primera de ellas es que el museo no es accesible. La idea matriz de respetar al máximo el conjunto original se traduce en muchas cosas maravillosas, pero también en el hecho de que solo las personas con una buena condición física pueden acceder a él. No hay espacio para gentes con movilidad o visión reducida, por ejemplo. Entiendo que los museos (incluso los privados, como es el caso) deben promover la construcción de una sociedad más integradora y democrática. Broseley Pipeworks es, en este sentido, excluyente. La discusión que planteo, por tanto, es la siguiente: ¿qué deberíamos valorar más: los criterios de autenticidad (respeto absoluto al original) o los de accesibilidad (democratización del patrimonio)?

Uno de los accesos al interior de los talleres.


La segunda cuestión no es menos polémica. Broseley Pipeworks es un museo que conmemora el consumo de tabaco. El discurso está centrado en la producción de pipas de arcilla. O sea, al museo le interesa mostrar los procesos de fabricación de pipas en el pasado, sobre todo desde un punto de vista técnico o industrial. Hay también algunos contenidos sobre la imagen del tabaco en la sociedad decimonónica.

Mesa de trabajo in situ, como parte de la expografía.


Aun cuando los objetivos del museo son otros, en nuestra opinión falta una exposición clara de los perjuicios derivados del consumo de tabaco. No hay voz para las miles de personas que a lo largo del tiempo han perdido la vida por el hábito de fumar; algunas de ellas, tal vez, usando una broseley. Un museo es una institución que por definición tiene un compromiso con la sociedad. En ese sentido, creo que Broseley Pipeworks debe ser más contundente en su condena al tabaco, o al menos en recordar sus peligros. La problematización, en este caso, es la necesidad de repensar y ser más responsables con el uso del pasado que hacemos en el presente, ya sea de manera activa o pasiva.

Una de las propuestas de actividad infantil del museo.


En fin, Broseley Pipeworks es un lugar y un museo que recomiendo totalmente visitar. La experiencia no deja indiferente a nadie. Y da pie a interesantes y constructivas discusiones.






martes, 19 de septiembre de 2017

Arqueología Industrial en Almería



Documental
28'43''


Documental producido por la Diputación de Almería en 1984.




Interesante pieza cinematográfica en la que, de entrada, lo primero que llama la atención es su fecha de producción: 1984. Vale la pena recordar que fue en 1982 cuando los estudios sobre patrimonio industrial comenzaron a tener repercusión en España, gracias a la celebración en Bilbao de las I Jornadas sobre la Protección y Revalorización del Patrimonio Industrial. El trabajo patrocinado por la Diputación de Almería, y dirigido por Ana Martínez Marín, es, así, absolutamente pionero en Andalucía. Tanto por la sensibilidad demostrada hacia el patrimonio de la industrialización como, también, por su temprano (y erróneo) uso del término "Arqueología Industrial": el título del documental reproduce la clásica confusión entre "patrimonio industrial" (objeto de estudio) y "arqueología industrial" (una de las disciplinas que se encargan de su investigación).
Más allá de estas cuestiones terminológicas, el vídeo es una auténtica joya por su capacidad para registrar los vestigios físicos del pasado industrial almeriense, muchos de ellos desaparecidos en la actualidad; y la memoria oral y el saber hacer vinculados a los mismos.
Un auténtico tesoro.